martes, 1 de mayo de 2012

El cuarto de Tula



(carbonilla y tiza sobre papel, 110 x 75 cm)

Lo primero de todo es honrar al sueño y respetarlo.
Así habló Zaratustra. F. Nietzsche


Fue en una caliente noche caribeña.  Tula en su cuarto, tratando de dormir. Recordaba las palabras del sabio, “debes reconciliarte contigo misma”. ¿Te perdonaste todas las culpas, Tula? Sabía que para dormir bien debería llegar a hacerlo. ¿Hallaste las diez verdades del día?  Tula no distingue ya la verdad de la mentira. Su alma seguía hambrienta. ¿te reíste hoy lo suficiente? Quizás. Pero de dónde la angustia, el nudo en el estómago. ¿estás en paz con dios y con el diablo? Y Tula rumiando. Las preguntas del sabio, la soledad, la noche, la ausencia, el corazón sangrando. Resignada, esperaba el día. Un calor sofocante inundaba su cuarto, y a esas horas solo deseaba despertar sobre el mar. Parece que al señor de los sueños le dio pena, porque finalmente vino por ella. Cerró sus párpados. Tocó su boca. Se apoderó de sus pensamientos, como dice el sabio. Tula, sin pensamientos, liviana como una pluma, se dejó llevar por extraños mundos de amor y locura. Y sucedió que se encendió como nunca. Su cuarto destellaba. Alguien gritó “Tula cogió candela!!” y todo el vecindario corrió para apagar el fuego. Allá fueron  Ibrahim Ferrer, Elíades, Puntillita. Carlos se quedó mirando.
Son muchos los que no creen la historia del sabio y del señor de los sueños. Afirman que Tula se encendió porque se quedó dormida, no apagó la vela y ya.



(participación en Una Idea mucho arte)


19 comentarios:

  1. ¡Qué buena obra Ana! me encanta, tiene mucha fuerza, y ese lateral en rojo pezón incluido...repito muy buena obra. Un besito

    ResponderEliminar
  2. Quién lo que ocurriría con Tula! Todos estamos expuestos a arder en la noche. La cabeza da vueltas...viene el deseo...marcha un recuerdo...amaga un sueño...vuelve el deseo y finalmente...quién sabe que pasó con Tula. Muy buenos tus apuntes -pictórico y poético- sobre Tula. Un abrazo. La música, excelente también.

    ResponderEliminar
  3. oh pero qué delicia de historia!!!! gracias a vos y a buena vista!

    abrazos, miles*

    ResponderEliminar
  4. ¿Pudo ser triste la historia? ;pero yo pienso que Tula bailó sin parar toda la noche en sus sueños con la "Buena vista social club" y después.........¿Se quemo? yo creo que apagó la vela ó... desde luego alguien apagó su fuego.
    Un abrazo Ana Maria

    ResponderEliminar
  5. Y Tula bailó, bailó y ardió en sueños.....quien no arde con Buena Vista?

    Bello relato Ani!

    Y la carbonilla también hermosa.

    Besos y abrazos!

    ResponderEliminar
  6. Un fantástico relato!y un buen dibujo a carbonilla.Un cariñoso saludo

    ResponderEliminar
  7. Ana, juraria que te había comentado en el blog, incluso te comenté el detalle del pezón, en fin ¡misterios de blogger!. Te decía que me gusta tu obra, la fuerza que le imprime los colores y las posturas algo forzadas...muy buena. Besitos

    ResponderEliminar
  8. No entiendo de pintura, por eso simplemente te diré que en tu cuadro veo posiblemente ese transcurrir de la noche al día, representado por el color de las sábanas. Sobre el texto "El cuarto de tula", que supongo que has construido para el cuadro. Me parece bastante profundo, hay que leer varias veces, desde un punto de vista irónico) como se va a dormir sin hay que responder tantas preguntas). Como desde el filosófico. Supongo que las cursivas son del filósofo. El final, para mi, es un poco triste, creo que ese Carlos encendió la mecha. En fin, es lo que hay.

    ResponderEliminar
  9. Que bello trabajo y la historia me encanto cariñoss

    ResponderEliminar
  10. Hola Ana. Saludos desde Barcelona. Excelentes trabajos. Sabias palabras las de Kandinsky. Si te apetece puedes visitar mi blog y ver mis trabajos.
    Suerte.

    ResponderEliminar
  11. Aunque tarde, todavía llego a tiempo de leer el texto tan rico, sugestivo, misterioso y unido a la triple imagen del sueño de Tula...
    Es una delicia disfrutar de esta riqueza creativa y compartirla en tu blog. Saludos y ánimo en tus tareas.

    ResponderEliminar
  12. Hola Ana!
    Bello relato, bien ilustrado con tu dibujo y musicalizado con sonidos caribeños...
    Un placer es haber llegado hasta aquí...
    Beso grande!


    RoB

    ResponderEliminar
  13. Ana, la historia, quizás fue un sueño, en los que a vexes parece haberlo vivido.
    El trabajo de unaidea, me gusta mucho el ambiente en que lo has pintado,la luminosidad está perfecta, entre las horas de la siesta donde tanto ilumil, y el de las figuras me gusta, a pesar de que las posturas se ven forzadas aparentemente, parecen del arte rupestre sobre las paredes, muy conseguidas. Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Tula recorrió los senderos de los sueños y se entregó en cuerpo y alma al erotismo que la invadía. No fue una vela la que la incendió, fue su propio fuego que la calcinó.
    Muy bueno dibujo Ana.

    ResponderEliminar
  15. Hola Ana,
    he pasado por tu blog y me gusta mucho. Tu especial forma de crear es muy atrayente, tiene mucha fuerza.
    Te sigo.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  16. Hola, Ana. Nos otorgan el Liebster Blog y yo te propongo a ti. En La taberna del callao lo tienes.
    Gracias.
    Javier.

    ResponderEliminar
  17. Genial!!!Muy original la adaptacion. Me encanta ese ritmo!!! Un placer conocerte, he pasado un rato muy ameno!1 Regreso pronto!!

    http://cuentosdensueno.blogspot.com
    http://a212grados.blogspot.com

    ResponderEliminar
  18. Muy linda re-significación del cuarto de Tula. Por un momento hasta pensé que era la "verdadera historia de Tula". Hermoso relato. Pulido, reflexivo, hondo.

    ResponderEliminar
  19. DIOS!!! QUE BUENO. LA CANCIÒN DEL CUARTO DE TULA DE BELLA VISTA SOCIAL CLUB EN IBRAHIM FERRER

    ResponderEliminar